Regeneración de la piel mediante Plasma Rico en Plaquetas (PRP)

El Plasma Rico en Plaquetas o PRP es uno de los tratamientos más avanzados que hay en rejuvenecimiento facial. Es un tratamiento natural y fisiológico, ideal para aquellos casos en los que se desea mejorar el aspecto de la piel, aumentar su firmeza y luminosidad y retrasar la aparición de los signos de envejecimiento.

El Plasma Rico en Plaquetas se obtiene a partir de la propia sangre del paciente, mediante un sencillo proceso que incluye la extracción y el centrifugado de las muestras de la sangre del paciente, de la cual se obtiene el Plasma Rico en Plaquetas.

Tanto el proceso de extracción de la muestra de sangre como el centrifugado para su activación se lleva a cabo directamente en la consulta y dura aproximadamente media hora. Posteriormente, el plasma se aplica directamente en la zona de la piel a tratar mediante micro-inyecciones.

Tiene un efecto rejuvenecedor y estimulante celular muy intenso, sin riesgos ni efectos secundarios para el paciente.

El PRP mejora la calidad, elasticidad y firmeza de la piel de manera preventiva, alisa las líneas de expresión de la cara, regenera la zona de los labios, escote, dorso de las manos, cicatrices de acné, cicatrices en general y manchas.

Más tratamientos